SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 2705
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

La Civilización del Sumer puede considerarse como "La Cuna de la Historia". Este pueblo se asentó en el entorno de los ríos Tigris y Éufrates, cerca de su desembocadura en el Golfo Pérsico. Destacó sobre las demás culturas de los pueblos de la época y a ellos se debe el descubrimiento de la rueda o de la escritura en los años 3500 y 3300 a.C.. Los sumerios nos dejaron las primeras leyes escritas, fueron los inventores del sistema sexagesimal, de los inicios de la medicina, y de las construcciones con ladrillos de adobe y los arcos arquitectónicos. La civilización sumeria llegó a ser tan avanzada que en las escuelas de sus ciudades-estado se enseñaba no sólo matemáticas y escritura sino también biología, zoología, geografía, teología y botánica. Los sumerios fueron también los primeros en realizar composiciones literarias, en organizar una biblioteca y en crear un lenguaje musical. La cultura sumeria surgió prácticamente de las tinieblas en tiempos neolíticos. Era un pueblo guerrero y aunque las tallas en piedra que nos han llegado representa a los personajes descalzos, se sabe que emplearon calzados hechos con fibras vegetales y pieles de animales. Son también conocidas las representaciones de sumerios, calzando una especie de sandalias con una plataforma o cuña, los llamados "coturnos". En Mesopotamia, eran comunes los zapatos de cuero crudo, sujetos  por tiras del mismo material. 


La bota sumaria se empleó en las guerras y alcanzaban hasta la rodilla en algunos casos, también la calzaban los altos dignatarios. Las sandalias eran el calzado empleado por las clases altas y ricamente adornados, en el caso de la nobleza. Incluso las mujeres adornaban sus sandalias con elementos metálicos, con aplicaciones de oro, plata y piedras preciosas. 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Acerca del autor

Autor: José María Amat

José María Amat Amer, es un apasionado del calzado. Como ingeniero técnico, el destino lo encaminó hacia la industria de su ciudad. Como profesor de Tecnología del Calzado, llego a conocer investigando, la industria del calzado. Publicando algunos libros sobre tecnología, artesanía y desarrollo social; siempre con el calzado como única premisa. El Museo del Calzado fue una de las realizaciones que le llevó a pasar de técnico a un apasionado del zapato. Con la mejor de las intenciones, y siempre con la pretensión de prestigiar la industria y el calzado de la ciudad de Elda, colabora en este blog para crear más amigos con inquietudes similares.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir