Imprimir
Visto: 1949
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Llega el fin de semana y nos apetece disfrutar del tiempo libre; y lo bueno de estos hojaldres salados es que son rápidos y fáciles de hacer. Son ideales para una cena informal y están buenísimos.

   Yo los he rellenado, unos de bacón y otros de sobrasada, pero podéis elegir cualquier otro ingrediente que os guste, jamón york, atún o incluso salchicha.

   Ingredientes:

 

   Elaboración:

  1. En primer lugar desenrollamos la lámina de hojaldre y la extendemos sobre una superficie. Si es muy gruesa podemos pasarle un rodillo por encima para hacerla un poquito más fina. (Después de pasar el rodillo, se quedará adherida a la superficie, tened en cuenta despegarla antes de poner los ingredientes).
  2. Repartimos el queso rallado por toda la lámina.
  3. Cortamos con un cortapizzas o cuchillo en porciones iguales según el tamaño que queramos.
  4. A continuación, poner los ingredientes que hayáis elegido en cada porción.
  5. Enrollar cruzando los extremos y cerrar en forma de espiral.
  6. Por último, repartimos sobre una placa de horno, pintamos con huevo batido y espolvoreamos con orégano o cualquier otra hierba aromática, también se puede añadir más queso rallado por encima.
  7. Metemos en el horno previamente precalentado a 200º hasta que estén doraditos.

   Solo nos quedaría disfrutarlas… están riquísimas tanto templadas como frías.

   ¡Espero que os guste!

   PD: En esta ocasión quisiera agradecer a las chicas de Mercería RETRI, el haberme prestado el mantel para la realización de la fotografía.