SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 2022
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

El artista hizo bailar y cantar al público durante más de una hora y media | Jesús Cruces.

El cantante David Otero movió anoche a los eldenses en el campo anexo al antiguo Pepico Amat con un concierto al más puro estilo ochentero, pues presentó su nuevo disco 1980. El público bailó, saltó y cantó a pleno pulmón algunas de sus canciones, que se han convertido en obligatorias en sus conciertos como Buscando el Sol, Castillo de Arena o Me da lo mismo, de su primera etapa en la que tenía el sobrenombre de “El Pescao”. Lo cierto es que su actuación fue una sucesión de grandes momentos y el público se entregó, en parte gracias a la cercanía del artista, quien no paró de interactuar con él.

El que fue guitarrista del mítico grupo El Canto del Loco derrochó la positividad hipnótica de sus canciones, esas que atrapan al contemplar el mar. Y es que sus composiciones están impregnadas del aroma marino, en concreto del Mar de Cristal ante el que se inspira para componer.

El cantante no dejó pasar la oportunidad de dar las gracias por la asistencia del público que fue llenando poco a poco el campo en un día en el que temía que el riesgo de lluvia desanimase a los asistentes, que no lo defraudaron. Para él era importante pues este fue el primer concierto de su nueva gira de presentación de su último álbum, 1980, y precisamente el ritmo ochentero es el que caracterizó al concierto. En su actuación además de hacer un repaso por sus éxitos, el artista no dudó en recuperar algunas de las piezas de El Canto del Loco como Peter Pan, Volverá o Puede Ser.

El punto y final de su actuación, que sobresalió por su directo, fue con la interpretación de Una vez más, una de sus canciones más movidas con la que consiguió que el público saltara, bailara y cantase a todo pulmón y lo despidiese en un caluroso aplauso. La noche continuó con la música a cargo de Los 40.

Tamara

Si Otero salió ante el público pasada la medianoche, la cantante de boleros Tamara hizo lo propio una hora antes en la mítica Plaza Castelar. Allí ante un público entregado interpretó algunas de sus canciones inolvidables como Si nos dejan y piezas de su ultimo disco Lo que calla el alma. Tras la actuación, que fue muy aplaudida, la artista firmó autógrafos a más de 50 personas que esperaron el final para ver de cerca a la artista.

Los conciertos de anoche fueron el culmen de dos noches intensas en las que Elda ha podido disfrutar de los conciertos de Fiestas Mayores que organiza la Concejalía de Fiestas del Ayuntamiento, que este año han sido gratuitos. El viernes por la noche fue el turno de El Arrebato en el campo anexo al Antiguo Pepico Amat, que reunió a miles de personas y de los grupos locales Vlanco, Los prehistóricos y Los Sonámbulos en la Plaza Castelar.


Tamara firmó autógrafos a unas 50 personas que la esperaron tras el concierto | Jesús Cruces.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir