SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 1030
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

 

El dispositivo de las fiestas de Moros y Cristianos 2018 que puso en marcha Cruz Roja contó con 23 ambulancias y la participación de 153 efectivos entre médicos, enfermeros, técnicos sanitarios y socorristas en los diferentes actos de la fiesta. Cruz Roja atendió durante las fiestas un total de 13 intoxicaciones etílicas, dos más que en 2017; 44 curas realizadas en los actos oficiales, 24 en el Desfile Infantil, Entrada Cristiana y Mora, ocho en la Entrada de Bandas, seis en ambas guerrillas y embajadas, tres en la Procesión, dos en el traslado del Santo y una en la Retreta. También asistieron 29 urgencias, 13 de ellas en los actos oficiales, de las cuales en cuatro se atendió a participantes directos en los mismos.

El dispositivo duró desde el jueves 7 de junio a las 15 horas hasta el lunes 11 de junio a las 23:30 horas con una ambulancia disponible las 24 horas. Además, durante los días que duraron las fiestas se contó con un puesto móvil de socorro, un centro móvil de coordinación y, por segundo año se instaló un puesto fijo de atención sanitaria ubicado a las puertas del Teatro Castelar. Además del personal de la Asamblea Local de Cruz Roja, este año contaron con al colaboración de Cruz Roja de Petrer, Alicante, Villajoyosa, Orihuela, Yecla, Hellín y Elche de la Sierra.

La Policía Local intervino en dos agresiones ocurridas en la vía pública, una por violencia de género y otra por violencia doméstica, con el resultado de dos personas detenidas como presuntos autores de estos hechos. Asimismo, se ha mantenido la cifra en cuanto al número de casos atendidos de menores ebrios, con un total de 8, pero han aumentado los casos de mayores de edad ebrios, principalmente hombres, que han pasado de los 10 registrados en 2017 a los 16 de las pasadas fiestas. De todos ellos 12 fueron trasladados al Hospital. Se han producido siete accidentes de tráfico, en cinco de ellos se produjeron daños y dos personas resultaron heridas leves. También ha habido un aumento notable en el número de servicios policiales realizados en los cuartelillos, en total 53, frente a 22 del año pasado. Estas incidencias no son debidas solo al hecho de excederse en el horario de cierre, sino a la instalación de equipos musicales en la vía pública que ha sido el principal problema con 15 casos registrados frente a los sólo dos de 2017, así como por la instalación de toldos u otros.

Etiquetas

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir