SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 1295
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
Viñas ofreció en Petrer una clase magistral sobre el franquismo.

Petrer tuvo ayer el privilegio de acoger la conferencia de uno de los historiadores de España más prestigiosos, Ángel Viñas. Dentro del curso de Historia del siglo XX de la sede Universitaria de Petrer, Viñas ofreció una clase magistral sobre el franquismo, pues ha tenido acceso a numerosa información, lo que le ha valido ser uno de los principales especialistas en la etapa de la dictadura en España, ha explicado el edil de Cultura, Fernando Portillo.

Viñas, ante más de 150 personas en el Horno Cultural, derribó algunos de los mitos que existen sobre el franquismo desde el milagro económico durante la dictadura hasta su gran fortuna, pasando por cómo se plegó a las peticiones de Hitler. Portillo ha valorado muy positivamente esta actividad que “ha permitido a muchos saber cómo era Franco”.

Viñas aseguró que lo que se vendió como un milagro económico, la apertura económica de España, no fue más que el fracaso de su proyecto económico que abocó a abrir la economía más allá de las fronteras del país, que estaba en bancarrota. También afirmó que “aunque se vendió que Franco tuvo un papel importante en la Segunda Guerra Mundial y que Hitler le temía, ahora los documentos demuestran que fue al contrario, ya que Franco se plegó a las peticiones alemanas, cuyo poder nunca quiso conquistar España”.

La charla concluyó explicando cómo consiguió Franco una gran fortuna. Viñas destacó que hay documentación que demuestra que del 36 a 39, en plena Guerra Civil, Franco fue haciéndose transferencias desde los distintos ministerios a las cuentas de la familia, y se estima que las cantidades equivaldrían ahora a los 300 millones de euros.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir