SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 2650
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
La calle Italia acogerá la mayor parte de la actuación  | Jesús Cruces.

El polígono industrial Campo Alto cuenta con una superficie de más de medio millón de metros cuadrados y 220 empresas instaladas, la mayoría del sector del calzado. Su creación data de 1985 y desde entonces no se han acometido reformas de envergadura, pese a las visibles deficiencias que presenta, y que se han incrementado con el paso tiempo, como la falta de espacio para aparcamiento, previsión que no se contempló cuando se diseñó el trazado de calles y edificios.

El volumen de empresas y la antigüedad de sus instalaciones son los dos factores que se han tenido en cuenta a la hora de que el Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial, IVACE, concediese a finales del pasado mes de julio una subvención de 867.000 euros, distribuida entre los años 2018 y 2019, ayuda dirigida a un proyecto inicial presupuestado en 1.400.000 euros.

Sin embargo, y como consecuencia del Plan de Ajuste Económico que el equipo de gobierno se ha visto obligado a aplicar, el proyecto inicial se ha tenido que reducir a un millón de euros porque "el Consistorio no tiene capacidad económica para afrontar la parte que le correspondía, que era del 45 por ciento en un año. Esta circunstancia hizo que se modificase el mencionado proyecto, lo cual les ha permitido contar con la misma subvención del IVACE. De esta forma, el Ayuntamiento tendrá que poner en 2018 un total de 133.000 euros", apuntó el concejal de Industria, Vicente Deltell. Esta ayuda permitirá acometer una primera parte de reformas, pero para que el polígono Campo Alto esté en condiciones será necesario realizar otras muchas actuaciones en los próximos años.

En este momento, el proyecto de mejora se encuentra en su última fase de tramitación, de hecho el pasado 5 de septiembre se aprobó en el pleno la necesaria modificación de crédito que, una vez cumplido el periodo de exposición pública, permitirá a primeros de octubre licitarlo por vía de urgencia con el fin de “adjudicarlo lo más rápidamente posible”.

Los empresarios llevan años reclamando mejoras de mantenimiento y modernización del polígono, pero éstas no parecen llegar, pese a que en la última década es evidente el deterioro de sus infraestructuras, mantenimiento y limpieza.

Las mejoras se van a centrar en las calles Italia y Alemania, principales vías de comunicación del polígono. La previsión es cambiar el alumbrado de todo el polígono por luminarias led, renovar las aceras y el pavimento en las calles afectadas por el arbolado, sustitución de árboles, drenaje de accesos a la zona del puente por Campo Alto para solucionar los problemas de inundaciones, preinstalación de fibra óptica, instalación de cámaras de vigilancia y de algún punto de recarga para coches eléctricos, además de dar continuidad al carril bici desde la gasolinera nueva hasta el polígono y revisar el alcantarillado.

Esto es solo una parte de los trabajos que son necesarios acometer en Campo Alto, el polígono más importante de la ciudad que a todas luces se ha quedado anticuado. En previsión de establecer estas necesidades se encargó un estudio de actuación y memoria valorada que estipulaba una inversión mínima de cinco millones de euros para abordar una actuación integral. Deltell subrayó que "ahora mismo no se puede acometer la reforma íntegra, salvo aquellas que nos permiten aprovechar las líneas de ayudas del IVACE para la mejora y modernización de las áreas industriales".

Actualmente, la nueva ley autonómica de gestión y modernización de las áreas industriales obliga a crear entidades de gestión en los polígonos industriales. Solo en la Comunidad Valenciana hay censadas más de 700 áreas industriales. Algo más de un centenar de ellas ya cuentan con estas entidades de gestión y están agrupadas en la Federación de Polígonos Industriales de la Comunidad Valenciana, FEDEVAL, a la que pertenecen algunos polígonos de Elche, Alicante o Villena, entre otros. Elda tiene pendiente la creación de sus propias entidades de gestión en los diferentes polígonos industriales, lo que hará posible dotarlos de servicios comunes y trabajar en el mantenimiento de las distintas superficies industriales.


La calle Italia será la calle en la que se realizará una actuación mayor | Jesús Cruces.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir