SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 1113
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

El celerífero es el antecesor de la bicicleta y está datado en 1790 | Jesús Cruces.

Los amantes del ciclismo y la historia tienen una cita ineludible en Petrer. El Horno Cultural está acogiendo una muestra de 20 bicicletas clásicas con historia. El ejemplar más antiguo es de 1790 y es un celerífero, antecesor de la bicicleta.

Esta muestra, organizada por la Concejalía de Medio Ambiente y la de Educación, cuenta con una veintena de bicicletas de todo tipo con la que se consigue rememorar oficios ya desaparecidos como el del sereno, un fotógrafo de 1912, un repartidor de periódicos o un tándem de leñadores. También se puede ver una singular bicicleta Pederson de 1915, de las que quedan muy pocos modelos en todo el mundo.

Destaca en la exposición un celerífero, el antecesor de las bicicletas datado en 1790 en Austria. Este se conserva en muy buen estado tras una restauración. Cada uno de los ejemplares cuenta con un panel explicativo en el que se recoge la antigüedad y singularidades de cada uno.

La muestra se exhibirá a partir del día 25 hasta el 28 de octubre. El horario de visitas es de 18 a 21 horas del 25 al 27 de octubre y de 10 a 13 horas el día 28. Es gratuita y apta para todos los públicos.


En primer plano, imagen de la bicicleta de un fotógrafo en 1912 | Jesús Cruces.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir