Imprimir
Visto: 3979
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Alicia trabaja duro para destacar el próximo año en la categoría absoluta | Jesús Cruces.

La eldense Alicia Olivares es, a sus 19 años, una de las mejores tiradoras de España, prueba de ello es que desde que comenzó a competir en 2011 se ha proclamado campeona en varias modalidades de tiro olímpico. En unos días volverá a probar su valía, será el próximo el 14 de julio, en Granada en el Campeonato de España de pistola deportiva, la de fuego de 25 metros, su favorita porque requiere una mayor técnica y concentración. Esta deportista entrena cada día durante una hora y media en las salas de tiro y una hora en el gimnasio para poder cumplir sus objetivos. 

Alicia Olivares compagina su pasión por el deporte con sus estudios de Psicología. El próximo año cursará tercero de este grado universitario, aunque su sueño es ser Policía Nacional por lo que opositará a este cuerpo una vez termine la carrera.

En cuanto a su disciplina deportiva, ahora se prepara para dar el salto a la categoría absoluta o "dama", como se denomina a las mujeres que compiten al más alto nivel, que se alcanza a partir de los 21 años. Está preparada: “Hace tres años me preocupaba mucho no dar la talla, pero ahora comparo los resultados y creo que tengo nivel”.


Esta eldense entrena todos los días durante dos horas y media | Jesús Cruces.

Alicia ha heredado la pasión por este deporte de su padre, José Manuel, quien se la llevaba a sus entrenamientos cuando tenía tan solo cinco años, edad a la que realizó su primer blanco. Desde entonces le acompañó a numerosos entrenamientos en las instalaciones de Tiro Pichón, donde entrena el Club de Tiro de Elda, aunque “no comencé a tomármelo verdaderamente en serio hasta 2011, cuando tenía 13 años”, momento en el que su padre pasó a ser su entrenador.
Pero antes quiso probar varios deportes como fútbol, baloncesto, boxeo, o taekwondo, hasta que descubrió que lo que verdaderamente le apasionaba era el tiro olímpico. Para Alicia “todos los niños deberían probar varios deportes hasta dar con el que de verdad les apasiona, a mí me funcionó”.  
Su talento con estas armas es algo innato, pues en 2011 se presentó a su primer Campeonato de España de aire comprimido a 10 metros y sin apenas tiempo para prepararlo logró ser subcampeona y quedarse a un solo punto del oro. 

Superó el síndrome de Burnout
Un año después, en 2012, quedó quinta en el Campeonato de España, lo que consideró un fracaso y le llevó a vivir el momento más duro de su carrera. Esa derrota hizo que comenzase a sufrir bloqueos durante las competiciones y hasta en los entrenamientos se agobiaba, lo que le impedía dar lo mejor de sí misma. Se le diagnosticó el síndrome Burnout para deportistas de élite, un trastorno provocado por su propia presión y que le impedía competir. Aunque los doctores fueron pesimistas porque que estaba muy avanzado, trabajó duro junto a su hermana, que es su psicóloga deportiva, y pese al pronóstico, en menos de un año logró reponerse y quedó Campeona de España en la misma competición en 2013. “Desde entonces no me ha vuelto a ocurrir y disfruto mucho compitiendo”, asegura con orgullo.


Alicia entrena y compite con el Club de Tiro de Elda | Jesús Cruces.

Ese mismo año comenzó a practicar la categoría de 25 metros con arma de fuego y quedó campeona, y un año después, lo hizo en las categorías Velocidad y Estándar, de las que ha sido campeona en 2015, 2016 y 2017. En 2016 también fue campeona de la Copa del Rey en las categorías pistola deportiva y de aire. 

Para destacar en este deporte con armas, dice que “aunque se puede entrenar la puntería, ayuda mucho tener las destrezas necesarias” y es esencial saber concentrarse, por eso cree "que a las mujeres se nos da mejor, porque los chicos aguantan mejor las repeticiones, los disparos, pero nosotras somos más constantes". 
Para Alicia una de las mejores cosas de este deporte “es que al ser minoritario, quienes mejor te entienden son tus propios compañeros. Aunque somos rivales hay mucho compañerismo”. Y es que cuando van a una competición, a la que pueden acudir unas 500 personas “parece que todos somos de un mismo pueblo, todas las caras te suenan, nos saludamos, a mí es lo que más me gusta”.

Amistad con el campeón del mundo

Uno de sus amuletos son los cascos con la bandera de Estados Unidos que utiliza en cada entrenamiento y competición, pues tienen un significado especial porque se los regaló quien hoy -afirma con orgullo- es no solo uno de sus referentes sino también su amigo, se trata del americano Will Brown, actual campeón del mundo de Tiro Olímpico. Coincidió con él en una competición y entablaron una conversación porque ella una de las pocas personas que hablaba inglés. Su amistad continúa a pesar de la distancia y charlan a menudo a través de las redes sociales.
Alicia Olivares tiene como meta seguir superándose sin presiones de cara al próximo año, cuando pasará a ser dama, la categoría absoluta. Ese será el momento en el que espera optar al Campeonato de Europa, que le permitirá ir al Mundial. A largo plazo sueña con ir a los Juegos Olímpicos.
Pero como ella misma afirma, “hay que ir prueba a prueba, lo esencial es avanzar con paso firme y no ir hacia atrás, en este deporte un año puedes estar en la cima y al poco tiempo desaparecer, no quiero que eso me pase a mí". Por ello está centrada en su próximo objetivo, el Campeonato de España de pistola deportiva, en el que participará  la próxima semana, concretamente el 14 de julio. Sin duda, continuará engrandeciendo el nombre de Elda allá donde vaya.


Alicia seguirá llevando el nombre de Elda allá donde vaya cosechando éxitos | Jesús Cruces.

Etiquetas