SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

14 AGO 2020 Fundado en 1956
[Blogs arriba corto] #ConNuestroComercio
Visto: 1542

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
Boda civil en Barcelona, abril de 1935 De Xavier | Fotografía de colección particular, Dominio público, https://commons.wikimedia.org

Como consecuencia de la política reformista de los sucesivos gobiernos liberales presididos por José Canalejas (1910-1912), durante los años siguientes se produjo una oleada de matrimonios civiles en toda España, al amparo de los resquicios de la Ley Provisional del Matrimonio Civil, de 18 de junio de 1870, impulsada por el entonces ministro de Gracia y Justicia, Eugenio Montero Ríos y que vino a constituir un breve código familiar. Ley que con posterioridad había sido recortada de contenido y trascendencia por Cánovas del Castillo en 1875, pero que continuó vigente hasta 1931.

Aquella opción se extendió rápidamente entre personas de pensamiento republicano y socialista, más comprometidas en su lucha contra el régimen de la Restauración.

Así, tenemos constancia que el 6 de mayo de 1914 se casan en el Juzgado Civil de Elda Jesús Serrano, de filiación republicana, y Juana Oliver, hija del también republicano José Antonio Oliver. Celebración que, según los testimonios de la época, fue aprovechada para hacer una demostración de la presencia pública de los republicanos en la Elda de principios del siglo XX, siendo acompañados los contrayentes por numeras señoritas y republicanos y socialistas que testimoniaban así su apoyo a los novios y sus familias.

Imaginamos que los novios y sus familias fueron conscientes de aquel hito de la sociedad eldense del momento, dado que la boda de Juana y Jesús, de hoy hace 106 años, se convirtió en la primera boda civil de nuestra ciudad.

Celebración que abriría la puerta a la celebración, meses más tarde, de otros actos sociales hasta el momento reglados por lo religioso, como fueron los entierros. En marzo de 1915 se documenta, hasta el momento, el primer entierro civil celebrado en Elda: el de la joven Elvira, hija del líder socialista eldenses Francisco Cantos Ruano. Pero, seamos pacientes. ¡Esto ya será cuestión de otra crónica!

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Acerca del autor

Autor: Gabriel Segura Herrero

De formación historiador y de profesión arqueólogo, el papel de cronista oficial de la ciudad de Elda plantea retos importantes, tanto con respecto a la memoria de mi predecesor Alberto Navarro Pastor; como al respecto del futuro, para dotar de contenido y utilidad a la figura del cronista oficial en el siglo XXI; a la par que un compromiso con la ciudadanía eldense. Las nuevas tecnologías y las redes sociales deben ser aliadas del conocimiento y de la divulgación histórica, sin faltar al rigor, pero acercando la información histórica al ciudadano. El guión de la historia de Elda está conformado y los titulares en mayúscula ya están todos escritos, pero es necesario escribir la letra pequeña, la historia de las gentes y de los pequeños acontecimientos. Es necesario poner voz a la ingente cantidad de fotografías antiguas que hasta ahora son testigos mudos de nuestro pasado. Trabajo en el que es necesario la colaboración de todos. Con el permiso de usted lector, ¡Vamos a intentarlo!.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir