Imprimir
Visto: 698
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Creo que es necesario desterrar el mito de que la escuela privada o la concertada están libres de drogas; como dice el refranero popular: “en todos los sitios cuecen habas”.

Lo que si puede reducir de una manera mas que considerable su presencia son:

Nuestro país, probablemente no tenga el mejor sistema para afrontar el tema de las adicciones, pero si que es en uno de los que más personas se involucran para ayudar a otros, el más social. Aun así queda mucho por hacer .

Este artículo también lo podéis encontrar en el blog http://www.adiccionesadolescentes.es

Mi próximo artículo se titulará:

  "¿Por qué mi hijo me odia?

 

Gracias al trabajo de Sara Cremades González (Maestra y filóloga), podemos tener este artículo en ingles:

Drugs and School

It is absolutely crucial to dismiss the idea that private schools are drugs free; as they say: “everywhere they baked beans”.

Indeed, we can prove their presence by knowing that:

Our country may not have the best system to face up these addictions, but it is one of the best in involving people to help others, the most social one. Anyway, there is still a lot to do.