SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 808
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
La acera de la primera manzana de la avenida de Chapí se ha cortado más | Jesús Cruces.

Las fuertes rachas de viento que se han registrado en Elda durante las últimas 24 horas han provocado que los bomberos hayan tenido que realizar diversas actuaciones para retirar chapas y toldos desprendidos, así como algunas vallas de protección que se habían soltado. Destacan los desperfectos causados por el aire en el solar número 7 de la avenida de Chapí, en la conocida como esquina del guardia,  donde gran parte las chapas que lo cierran se retiraron durante la tarde de ayer y la Policía Local por seguridad amplió el corte de la acera en unos diez metros más.

La ampliación del corte de esta acerca aumenta el malestar que ya sentían los vecinos de la zona, pues desde el pasado mes de agosto esperan a que el propietario de la finca número 9 la asegure para poder caminar por debajo sin riesgo. Esto provoca que a diario cientos de personas tengan que caminar por la carretera para sortear las vallas. En octubre la concejala de Urbanismo, Pilar Calpena, anunció que la reparación sería cuestión de días pero han pasado tres meses y lejos de solucionarse, la situación ha empeorado. La edil ha señalado que aunque en un primer momento parecía que la actuación sería rápida, el propietario no la ha llevado a cabo a pesar de que por segunda vez se le ha hecho pagar las tasas por ocupación de la acera, es decir, una multa. Cabe recordar que el deber del propietario es hacerse cargo del coste de la actuación y no del Ayuntamiento. Por otro lado, el dueño del solar número 7 se ha comprometido a reparar las chapas el próximo lunes. 

El cuerpo de Bomberos de Elda acudió en la tarde de ayer a este punto de la avenida de Chapí para retirar las chapas desprendidas y la Policía Local fue la encargada de acordonar la zona.

Los Bomberos también han tenido que realizar tres salidas durante esta mañana, por un lado, han retirado sendos toldos en las calles Murcia e Infantes de Elda y han tenido que actuar a primera hora en el instituto Azorín alertados por el desprendimiento del vallado de las obras. A mediodía han acudido a la esquina entre la calle Nueva con Antonio Maura con el camión con escalera para asegurar una cornisa que ha sufrido desprendimientos por el viento. La brigada municipal ha cortado la acera por seguridad.

Por otro lado, una brigada municipal del Ayuntamiento de Elda ha tenido que retirar una palmera frente al Polideportivo Ciudad de Elda que se ha caído debido a la fuerza del aire.

El viento también ha tirado ciclomotores al suelo y ha causado el desprendimiento de los carteles de algunos establecimientos, que han caído a la acera.

Desde el Parque Comarcal de Bomberos han indicado que hoy el aire tiene menor intensidad que anoche, pero que esta mañana está siendo ajetreada puesto que les entran llamadas por desperfectos causados anoche.


Los bomberos han tenido que actuar en la calle Nueva | Jesús Cruces.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir