SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 3061
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
Una pequeña sorprendió a los presentes al entregar un regalo a Baltasar | Jesús Cruces.

La magia inundó las calles de Elda ayer con la llegada de la Cabalgata de los Reyes Magos. Miles de vecinos se dieron cita en centro de la ciudad para disfrutar, pese al frío y el viento, de la noche más mágica del año. Los pequeños lo pasaron muy bien viendo el desfile contemplando las coreografías, cogiendo caramelos y viendo a Sus Majestades en camello por las calles de la localidad. Los tres Reyes Magos llegaron hasta Elda sin problema a pesar de que el viento hizo que la iluminación de la senda de Bolón fuese más escasa que en la anterior edición.

Este año participaron unas 1.200 personas en la Cabalgata, acto organizado por la comisión que integran los tres organismos festeros de la ciudad: Moros y Cristianos, Fallas, y la Hermandad de Cofradías de la Semana Santa. La organización se volcó en la realización de la actividad, en la que las Fallas jugaron un papel destacado, pues además de que se crearon pequeños "monumentos" de temática navideña, la Falla Trinquete se encargó de cerrar el mágico desfile con la representación de la famosa película Frozen. Pequeños y adultos recibieron entre aplausos a la comisión fallera, que bailó e hizo disfrutar a los presentes. 

La Cabalgata fue un verdadero espectáculo para la vista y llenó de alegría el centro de la ciudad ya que los pequeños, nerviosos por la proximidad de la llegada de sus regalos, reían y comentaban a sus padres cada punto del desfile, desde los tradicionales pastores con sus cabras, pasando por los "antorcheros", la virgen María en burro, la vuelta del Embajador Real, así como la imponente figura de cada Rey Mago, los cuales, montados en sus camellos, saludaban desde las alturas a los niños. Además los pequeños pudieron acercarse a Sus Majestades, en brazos de sus padres, para darles la mano. Durante el recorrido una pequeña emocionó a los ciudadanos que se encontraban a su alrededor al llamar con nervios e ilusión a Baltasar, su favorito, para hacerle entrega de una figura del propio Rey.


Elda pudo disfrutar de las antorchas de fuego durante la Cabalgata | Jesús Cruces.

Cada una de Sus Majestades estaba acompañada por su séquito, que lanzaba caramelos al público desde las carrozas, así como por un carro llenos de regalos, entre los cuales los pequeños buscaban su nombre.

Pese a no poder ser las protagonistas de la bajada de Bolón, las antorchas de fuego estuvieron presentes en el desfile, iluminando el camino a los Reyes Magos. Esta imagen recordó la bajada con frontales led que acababa de finalizar.

Tras la llegada de Melchor, Gaspar y Baltasar a la Plaza de la Constitución se representó la Adoración al Niño Jesús mediante un belén viviente. Tras ello el alcalde de Elda, Rubén Alfaro, recibió a Sus Majestades a las puertas del Consistorio. Los Reyes Magos salieron al balcón del Ayuntamiento para saludar una vez más a los pequeños y recordarles la importancia de ser "buenos y obedientes" y enviaron un mensaje de paz a todos los asistentes. Tras este acto se despidieron para iniciar una larga noche en la que repartieron miles de juguetes.

Los Reyes Magos, antes de participar en la Cabalgata, visitaron el Hospital General Universitario de Elda, donde entregaron sus regalos a los pequeños y pudieron charlar con cada uno de ellos.

img_6890
img_6894
img_6898
img_6904
img_6924
img_6926
img_6931
img_6932
img_6933
img_6937
img_6938
img_6940
img_6943
img_6949
img_6951
img_6952
img_6960
img_6970
img_6973
img_6975
img_6980
img_6985
img_6989
img_6995
img_7000
img_7001
img_7004
img_7005
img_7019
img_7026
img_7027
img_7032
img_7035
img_7040
img_7043
img_7056
img_7062
img_7066
img_7067
img_7069
img_7073
img_7081
img_7092
img_7094
img_7102
img_7117
img_7119

 

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir