Imprimir
Publicidad
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Manuel Perpiñán y su mujer Ángeles Saiz junto a su hija María del Mar | Jesús Cruces.

Manuel Perpiñán Cadenas comenzó a trabajar en las mejores cafeterías en la capital valenciana, así como en hoteles de la Costa Brava en el año 1967. Él y su esposa Ángeles Saiz Meneses, al poco tiempo de casarse, emprendieron juntos su propio negocio de hostelería en Valencia.

Pasados unos años decidieron trasladarse a vivir a Petrer donde tuvieron el famoso bar Cañas y Barro, además del Bar Alicante ubicado en al Plaza de la Foia.


Manuel y su hijo en el restaurante Ateneo en 1992.

Con los años cumplieron su sueño, crear su propio restaurante, conocido como Restaurante Ateneo, todo un éxito en sus vidas.

Ahora, ya jubilados y, después de toda una vida dedicada al negocio de la hostelería, ha sido su hija María del Mar Perpiñán, de los tres hijos que tuvo la pareja, la que ha seguido la huella iniciada por sus padres dirigiendo el Bar Restaurante Jardín Bello, que cumple este año la mayoría de edad, 18 años.

Jardín Bello se encuentra en la calle Poeta Enrique Amat, 6 de Petrer, a espaldas de la estación de autobuses. Su teléfono es el 965 76 758.


Los fundadores han trabajado toda su vida en el sector de la hostelería.