SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956
Visto: 1163
Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp
De izquierda a derecha: en primer plano, José González, Pedro Gras Vera, Mercedes Martí Jover, reina de las Fallas de Elda 1960, Roque Calpena y sin identificar.

Finalizada la novena de la Fiestas Mayores de 1958, cuando en la sesión plenaria del 19 de septiembre de ese año, el alcalde de Elda Joaquín Campos Fernández manifestó su incompatibilidad para seguir desempeñando el cargo de alcalde-presidente del Ayuntamiento de Elda por haber sido nombrado director de un grupo escolar en la ciudad de Granada, donde iba a trasladarse a residir.

Este cese en la alcaldía abrió un interregno en el gobierno municipal eldense que se cerraría casi 6 meses más tarde con el nombramiento de Antonio Porta Vera como alcalde de Elda en marzo de 1959. Interinidad gubernamental en la que la máxima magistratura municipal fue asumida por el primer teniente alcalde del ayuntamiento de ese momento. Responsabilidad que recayó en el concejal Pedro Gras Vera.

Pedro Gras, concejal elegido por el tercio familiar, a pesar de su accidentalidad en el gobierno, tuvo un amplio mandato como alcalde durante 5 meses y 16 días, desde el 19 de septiembre de 1958 hasta el 6 de marzo de 1959. Tiempo durante el cual la vida política y ciudadana eldense no sufrió ninguna alteración de su curso normal, manteniéndose a la espera de que el gobernador civil designara un nuevo alcalde de entre los concejales electos de la corporación municipal.

Pedro Gras (izquierda) de visita a las obras de los depósitos de agua potable de San Crispín (1963)

Persona ampliamente conocida, dada su condición de maestro en el colegio nacional “Padre Manjón”, jugó un destacado papel durante la alcaldía de Joaquín Campos Fernández, especialmente en actos sociales diversos, dada su popularidad.

Dos hitos cabe destacar de la gestión municipal de Pedro Gras, tanto por su paso por la alcaldía, el primero, como en su gestión como edil municipal, como son por un lado la inauguración el 21 de febrero de 1959 de la emisiones de Radio Elda desde la parroquia de la Inmaculada y por otro lado la intensificación de las gestiones para el abastecimiento de agua potable a la cada vez mayor población residente en Elda, mediante la compra de pozos en Salinas (1953) y la construcción de la canalización cerrada (1962) y depósitos en la Torreta para su potabilización (1963).

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Acerca del autor

Autor: Gabriel Segura Herrero

De formación historiador y de profesión arqueólogo, el papel de cronista oficial de la ciudad de Elda plantea retos importantes, tanto con respecto a la memoria de mi predecesor Alberto Navarro Pastor; como al respecto del futuro, para dotar de contenido y utilidad a la figura del cronista oficial en el siglo XXI; a la par que un compromiso con la ciudadanía eldense. Las nuevas tecnologías y las redes sociales deben ser aliadas del conocimiento y de la divulgación histórica, sin faltar al rigor, pero acercando la información histórica al ciudadano. El guión de la historia de Elda está conformado y los titulares en mayúscula ya están todos escritos, pero es necesario escribir la letra pequeña, la historia de las gentes y de los pequeños acontecimientos. Es necesario poner voz a la ingente cantidad de fotografías antiguas que hasta ahora son testigos mudos de nuestro pasado. Trabajo en el que es necesario la colaboración de todos. Con el permiso de usted lector, ¡Vamos a intentarlo!.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir